Una pequeña piedra en el zapato cambia la forma de andar de un gigante y, aunque no se ve la piedra, sí se ve el cambio en el gigante

"Una pequeña piedra en el zapato cambia la forma de andar de un gigante y, aunque no se ve la piedra, sí se ve el cambio en el gigante"

Frecuentemente cosas pequeñas, aun no fácilmente visibles o reconocibles, tienen la fuerza o capacidad suficiente para producir cambios notables y perceptibles.

Fuente: Mensaje enviado por Pepephone a sus clientes.

Imagen adjunta: 
"El gigante" (también conocido como "El coloso"), de Francisco de Goya. Grabado a la aguatinta bruñida.
Tipo de paremia: 
Referencia: 
No disponible

Comentarios

Imagen de Guanero

<p>Linda comparación. Es cierto, a veces una cosa pequeña tiene consecuencias magníficas.</p>