Refranes, proverbios y otras paremias sobre la necesidad

Bien me quieres, bien te quiero, mas no te doy mi dinero

"Bien me quieres, bien te quiero, mas no te doy mi dinero"

Critica a quienes se deshacen en elogios y ceremonias mas, cuando se necesita su ayuda, se desentienden de acudir al remedio de la necesidad.

Variantes:

  • Bien me quieres, bien te quiero, mas no te doy mi dinero
  • Bien me quieres, bien te quiero; no me toques el dinero
  • Bien te quiero, bien te quiero, mas no te doy mi dinero
  • Queredme por lo que os quiero, y no me habléis en dinero

Sinónimos:

  • Sobre dinero no hay compañero

Antónimos:

  • A tuerto o a derecho, nuestra casa hasta el techo

Salí de mi casa y me avergoncé, volví a la mía y me remedié

"Salí de mi casa y me avergoncé, volví a la mía y me remedié"

En ocasiones tenemos necesidad de recurrir a un tercero para obtener algo. Si dicha persona no es capaz de proporcionárnoslo, a veces conseguimos una alternativa entre nuestros propios recursos.

Variantes:

  • Salí de mi casa y me avergoncé, volví a la mía y me remedié
  • Salí a la calle, y afrentéme; volví a mi casa, y remediéme
  • Fui a la calle y me avergoncé; vine a mi casa y me remedié

Páginas